"La persecución política y las violencias contra las mujeres no son y no pueden ser signos de paz".

11 de abril de 2017